PUDDING DE CHÍA, COCO Y FRUTOS SECOS

¡Ya es viernes!

Y para celebrarlo, os dejamos esta receta de nuestros amigos de Directo al Paladar para un desayuno de fin de semana más que saludable. Ya nos contaréis qué tal…  ñ_ñ

https://www.directoalpaladar.com

Llamarlo receta es un poco exagerado, de ahí que simplemente hayamos titulado este post “pudding de chía, coco y frutos secos “. Una manera natural, nutritiva y saciante de arrancar el día que no conlleva más que mezclar los ingredientes deseados y dejar reposar el resultado en la nevera.

Este pudding de chía, coco y frutos secos admite todo tipo de variaciones. Se puede incorporar fruta fresca troceada, aumentar o reducir la cantidad de agua de coco, leche de coco y yogur al gusto, etc. Es muy versátil, por lo que lo mejor es probar distintas combinaciones hasta dar con la que más nos guste.

Ingredientes para cuatro raciones

  • 4 cucharadas de semillas de chía, 4 dátiles, 200 ml de agua de coco, 200 ml de leche de coco, 16 avellanas, 2 cucharadas de pasas sultanas, 1 yogur natural azucarado, coco deshidratado laminado (opcional) y miel (opcional).

Elaboración

Ponemos los dátiles en remojo en agua templada durante 30 minutos. Los escurrimos, retiramos los huesos y picamos finamente. Los colocamos en el vaso de una batidora, le agregamos el agua de coco y trituramos bien.

Incorporamos la leche de coco, la mitad del yogur y batimos con unas varillas hasta obtener una mezcla homogénea. Por último, agregamos las pasas sultanas y las semillas de chía. Removemos bien y dejamos reposar la mezcla durante un mínimo de dos horas en la nevera.

En el momento de servir removemos la mezcla y, si la encontramos muy espesa, agregamos un poco de leche. Repartimos la mezcla entre cuatro vasitos, con una cucharadita de yogur por encima, las avellanas (troceadas o no según nuestro gusto) y unas pocas pasas sultanas. También podemos añadir un poco de miel, si nos gusta más dulce, y decorar con coco deshidratado.

Degustación

Aunque también se puede servir como postre, la mejor hora para disfrutar de este pudding de chía, coco y frutos secos es la del desayuno pues aporta energía para muchas horas y permite llegar a la comida sin desfallecer a media mañana. El frescor del alimento recién sacado de la nevera contrasta con el café caliente y resulta muy reconfortante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *